Home Noticias Comunicados

Con dolor hacemos esta nota de recordación a una figura que partió de esta tierra en la tarde de ayer. Conocimos a Mario Das Neves hace 35 años en una tarea proficua dentro de la Cámara de Diputados de la Nación, allá por el comienzo del proceso democrático. Puedo decir que fue un hombre de bien que luchó denodadamente por la mejora de su provincia, era un hombre que no se callaba nada, señalaba lo equivocado por propios y extraños y se ganó el respeto y la alta consideración de sus compañeros y de sus colegas.

Tuve el honor, siendo él Gobernador de la Provincia de Chubut, de ir a  inaugurar en el Puerto de Camarones una casa que había sido la sede del Juzgado de Paz en la que Tomás Perón, el padre de nuestro General,  había ejercido las funciones de Juez de Paz. En ese mismo lugar montamos un Museo recordatorio de la figura de Juan Perón y de su padre Don Tomas Perón y su querida madre Doña Juana Sosa.

Llevamos desde este Instituto Nacional algunos elementos que podrían ser de interés general, los donamos a dicho ámbito, y tuvimos el gusto, reitero, de  inaugurar más allá de esto mucho tiempo atrás la puesta en marcha de un lugar que estoy seguro habrá ido creciendo con el paso del tiempo. Yo no he vuelto a Camarones, pero sé que ese puerto es muy importante para la vida económica y laboral del Chubut. Recuerdo la alegría de Mario cuando cortamos la cinta de ingreso al Museo que inaugurábamos y  a los jóvenes rodeándolo contentos de tener un ámbito, donde poder acercarse en las tardes, muchas veces desapacibles que el clima chubutense tiene, sobre todo en sus costas del Atlántico.

Ha muerto, posiblemente, uno de los militantes del peronismo más destacados.  Es cierto que en los últimos tiempos perdí contacto con Mario Das Neves,  pero nunca deje de reconocer en él a un Peronista de Ley que tenía sus propias visiones para con el Movimiento, en las que se podía coincidir o no, que en definitiva fueron producto de un distanciamiento, no querido ni buscado pero que lamentablemente se produjo.

Muerto Das Neves, este Instituto se pone de pie e inclina su cabeza en señal de duelo, rogándole al Ser Supremo que le de la paz eterna. Nosotros nos quedamos con el ejemplo de una vida digna de ser imitada y reiteramos cuanto y de qué manera lamentamos su partida. Hacemos llegar a sus seres queridos, sus amigos y sus compañeros nuestro profundo pesar. QEPD

LORENZO A. PEPE
Diputado de la Nación
Secretario General
Ad-Honorem

Noticias similares

MATERIAL DE CONSULTA