Home Noticias Comunicados

Queremos expresar nuestras condolencias a los familiares de las personas que han perdido sus vidas a causa de las inundaciones sucedidas en estos días a la vez de hacerles llegar nuestra solidaridad a quienes han visto desaparecer sus casas y sus bienes logrados con trabajo y esfuerzo.
Solicitamos a las autoridades de la Provincia de Buenos Aires y el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires toda la ayuda posible para con la población damnificada, para con las familias que quedan en la calle y especialmente para con los ancianos que son los más desprotegidos ya que al perder lo acumulado en una vida de trabajo y al estar fuera del circuito productivo, se les hace imposible reponer los muebles, artefactos y demás enseres imprescindibles para una vida digna.
Hacemos un llamado a la responsabilidad de las autoridades gubernamentales para que prioricen las obras que permitan sostener la vida de los vecinos de esta Capital Federal sobre las bicisendas y las sombrillas en plazas que solamente decoran, ayudan al esparcimiento y no parecen un destino fundamental para los impuestos que todos aportan cuyo objetivo básico es proteger la vida.
Creemos que es necesario que se cree, con urgencia, un Comité de Crisis integrado por representantes del Gobierno de la Ciudad, de la Provincia de Buenos Aires y de la Nación a los efectos de asesorar a los responsables y elaborar políticas para evitar que esto se traduzca en la pérdida de vidas humanas y materiales.
Lamentamos profundamente que la imprevisión y la falta de obra pública hayan tenido como consecuencia que ciudadanos hayan perdido su vida y comprendemos la indignación y el dolor que produce la afrenta de considerar la muerte como una catástrofe climática.
Nuevamente, enviamos nuestro sentido pésame a los familiares de las víctimas fatales.

 

 

LORENZO A. PEPE
Diputado de la Nación (m.c)
Secretario General
Ad-Honorem

Noticias similares

MATERIAL DE CONSULTA